Insuflado de cámaras

Los expertos coinciden que el coste de la energía irá en aumento de forma constante. De hecho, cada año es más cara y pagamos más por la Calefacción y la refrigeración de nuestros hogares. Debido a este incremento de precios y a las crecientes exigencias medio ambientales, se han desarrollado y mejorado varios tipos de materiales aislantes de nueva generación, aportando soluciones y alternativas para aumentar el rendimiento térmico de nuestros edificios. En COTERMI le proponemos soluciones eficaces y económicas personalizadas para cada vivienda, recomendando desde nuestra experiencia, los materiales aislantes más adecuados para cada necesidad: Perlas con Grafito Neopor, Lana mineral, Celulosa, etc...

 

Las cámaras de aire que encontramos en el diseño de las fachadas, se realizaron como medida contra la entrada de agua hacia el interior de las viviendas, evitando que el agua  absorbida por la fachada en épocas de lluvias, se transmitiera al interior de éstas. En el  caso de existir este tipo de cámaras de aire, existe la posibilidad de rellenarlas con aislantes térmicos, generando una frontera al reducir su transmitancia térmica y evitando que el  calor o el frio de su vivienda, se escape hacia el exterior.

 

Mediante cita previa, nuestro personal técnico realizará una visita concertada, para comprobar la idoneidad de la aplicación y elección del sistema de aislamiento térmico más adecuado para su vivienda. En dicha visita, y con el fin de asegurar la máxima fiabilidad de la aplicación y cubrición de todas las cavidades de las cámaras, realizaremos una evaluación mediante discretas catas, taladrando una serie de pequeños orificios de prospección en los que introduciremos una cámara endoscópica, que nos revelará el estado de las cavidades: presencia de escombros, canalizaciones o elementos ocultos, espesor de la cámara y que ésta no éste compartida con viviendas colindantes, etc...

La aplicación se realiza mediante equipos mecánicos especiales que insuflan el material aislante, introduciendo el aislamiento térmico en la cámara de aire, a través de perforaciones técnicamente distribuidas en la fachada o tabiques interiores, respetando el máximo  posible la decoración de su hogar. Es un sistema de gran eficacia y elevada relación calidad – precio, que contribuye a la estabilidad térmica de la vivienda, reduciendo pérdidas de frio o calor. Esto se traduce en ahorro en calefacción y refrigeración, y un retorno de la inversión que se amortizará en un plazo de 2 a 3 años. Para poder certificar la instalación de estos productos, su aplicación se realizará por  instaladores formados y homologados, de acuerdo con las normas e instrucciones de  cada fabricante.

RECOMENDACIONES PARA LA MEJORA DE LA CLASIFICACION ENERGETICA

Parte de la auditoría, consiste en reunir datos sobre el consumo de energía y la evaluación de la condición térmica del edificio y su equipamiento. Sobre la base de un análisis exhaustivo, el auditor elaborará un informe final, incorporando en el certificado las medidas más adecuadas para mejorar su calificación. En él se incluirán una serie de recomendaciones y propuestas, asesorándole sobre cómo mejorar su calificación energética.

La escala de calificación energética abarca desde la ( A ) para los edificios muy eficientes, hasta la ( G ) para los menos eficientes. Un edificio o vivienda que tenga una calificación ( G ) tendrá multitud de opciones para mejorar dicha calificación; si por ejemplo, sustituimos las ventanas por unas de doble acristalamiento, o insuflamos en las cámaras un aislamiento térmico eficaz, reduciendo la conductividad térmica de las paredes exteriores, posiblemente la calificación energética aumentaría en 1 o 2 categorías, por lo que su vivienda se revalorizaría.

AUDITORIA Y CERTIFICADO ENERGETICO

 

El diseño de un edificio, la orientación, el valor de transmitancia térmica de sus cerramientos, los niveles de ocupación, sus horarios de funcionamiento, el factor solar de sus huecos y el porcentaje acristalado de cada una de sus fachadas, determinan los factores que afectan a la demanda energética de calefacción y refrigeración del mismo.

Si desea obtener una perspectiva independiente sobre qué acciones acometer en su edificio o vivienda, en COTERMI le recomendamos elaborar una auditoría energética, que le ayudará a identificar cómo y en qué medida puede ahorrar reduciendo sus consumos.